Imagen Imagen

Las ollas de cocción lenta y las licuadoras están diseñadas para un uso fácil, pero aun así es necesario conocer las herramientas y técnicas adecuadas. 

Horno de microondas

La forma del interior de este electrodoméstico es algo esencial cuando se trata de recalentar alimentos. Los bordes de los contenedores rectangulares por lo general atraen más energía que otras áreas. ¿El resultado? Los alimentos que se encuentran allí suelen cocerse de más. Por otro lado, un interior redondo permite que la comida se caliente de manera más uniforme. Importante: recuerde no añadir condimentos hasta que termine de calentar el plato. La sal atrae la energía del microondas, de modo que la parte superior sazonada de un alimento absorbe el calor y la capa externa queda seca. Si prefiere agregar sal primero, incorpórela perfectamente.

 

Parte superior (parrilla) del horno

Mantener cerrada la puerta del horno permite que se acumulen el calor y el vapor, lo cual es ideal para hornear, pero no para asar alimentos. Ventilar el vapor ayuda a que la comida asada adquiera la corteza crujiente que busca; el hecho de dejar escapar el aire caliente también significa que podrá cocinar especialmente la parte superior de la comida, en vez de hornearla (o sobre cocerla). Sin embargo, primero revise el manual de su horno. Algunos están diseñados para asar con la puerta abierta, pero el calor que sale podría dañar las perillas en otros modelos.

 

Olla de cocción lenta

El truco aquí es el calor atrapado que cocina los alimentos ininterrumpidamente durante varias horas. Si abre la tapa, deja salir el calor, y la comida podría no estar lista en el tiempo programado. Resista la tentación de echar un vistazo rápido o revolver hasta que falte menos de una hora; en tanto la olla esté llena entre la mitad y tres cuartas partes, la comida se terminará de cocer bien.

 

Licuadora

Si su licuadora se detiene cada pocos segundos, hay una razón: la disposición de los ingredientes. Empiece con la base líquida (o con el yogur, en caso de un batido), luego añada en capas los ingredientes, desde el más pequeño hasta el más grande, y reserve el hielo y otras piezas duras para la parte superior. Las cuchillas correrán suavemente a través del líquido, mientras los ingredientes duros se incorporarán poco a poco.

 

Batidora

Los batidores de uno de estos aparatos de pedestal pueden desalinearse con el tiempo. Debe haber el menor espacio posible entre el batidor y el bol: solo lo suficiente para alcanzar todos los ingredientes sin golpear ni raspar los bordes. Para arreglar la mayoría de este tipo de electrodomésticos, primero ubique el tornillo de ajuste de altura en el cuello, ya sea levantando la cabeza del motor o bajando el bol (dependiendo del modelo). Luego gire el tornillo hacia la izquierda para levantar la batidora, o hacia la derecha para bajarla. Consulte el manual de su aparato para encontrar instrucciones más detalladas.

Elegí tu puntuación
Dejá tu comentario
Notas Relacionadas