Imagen Imagen

Con unas cuantas hierbas, un poco de papel, cinta adhesiva, lápiz e hilo podés decorar tus ambientes, hacer tarjetas y hasta preparar las invitaciones ...

1. Fanales con motivos de hierbas

Es fácil crear una atmósfera relajada con velas, particularmente si estas tienen esencias herbales, como las de rosa, cedrón o lavanda. Con unas cuantas hierbas, un poco de papel vegetal y una fotocopiadora, podés personalizar tus fanales para que combinen con el decorado, la ambientación y la fragancia de las velas.

Necesitás (este material se puede adaptar a fanales de cualquier tamaño).
- hojas o ramitas de hierbas frescas, como laurel, hinojo o romero
- fotocopiadora color
- papel vegetal verde claro
- vasos altos con lados rectos
- cinta adhesiva de doble cara
- velitas para té o velas pequeñas, con olor a hierbas

Cómo hacer los fanales
1. Calculá el tamaño de papel vegetal que necesitás para cubrir el fanal; recordá dejar un pequeño espacio de superposición. Cortá las piezas que necesites.
2. Extendé algunas hojas o ramitas de tamaño adecuado sobre el papel, para tener una idea de la disposición que más te guste. Probá con hojas puntiagudas (romero); hojas simples y anchas (laurel), o follaje en forma de plumas (hinojo). Acomodá las hierbas sobre la plancha de copiado de la fotocopiadora e imprimí la imagen en papel común hasta que estés satisfecho con la distribución. Insertá el papel vegetal en la bandeja de papel e imprimí tu diseño.
3. Envolvé el vaso con el papel vegetal impreso y fijá los bordes con la cinta adhesiva de doble cara. Colocá una vela en cada fanal.


2. Bolsitas repelentes de polilla

Las hierbas que repelen insectos por lo general son muy aromáticas. El ajenjo, los clavos, las hojas de laurel, el eucalipto, la lavanda, la manzanilla, las vainas de canela trituradas, la menta y la artemisa son armas útiles para luchar contra las polillas y otros insectos que pueden dañar telas como algodón, angora y demás fibras animales. Para mayores resultados, oprimí de vez en cuando las bolsitas o sacudilas, para liberar más aroma.

Necesitás (cada bolsita terminada mide aproximadamente 13 cm de diámetro).
- cuadros de organza simple o bordada, linón o brocado, de 2 x 15 cm
- un lápiz afilado
- hilo de costura para máquina
- hierbas y especias secas para repeler insectos (usá una mezcla de cualquiera o todas las hierbas mencionadas)
- tijeras dentadas
- un trozo de cinta, para colgar los saquitos
- un botón pequeño o decorativo (opcional)
- sobrantes de fieltro en dos colores que combinen (opcional)
- hilo de algodón mercerizado para bordar (opcional)

Cómo hacer las bolsitas
1. Usá una taza o plato de tamaño adecuado para trazar ligeramente un círculo de 10 cm de diámetro en el centro de un cuadro. Si usás organza bordada o brocado, tratá de centrar el detalle en el círculo.
2. Poné el segundo cuadro debajo del primero, con los lados al revés juntos. Cosé con la máquina alrededor de la línea trazada, dejando una abertura de 4 cm para el relleno. Atá los hilos en la parte trasera (recordá que estás trabajando por el lado derecho de la tela).
3. Recortá con las tijeras alrededor del borde del círculo más o menos 1,5 cm de la línea de costura.
4. Rellená la bolsita con hierbas repelentes, usando un embudo o un cono de papel. No lo satures.
5. Cosé la abertura, que quede con la mayor exactitud posible. Si querés añadir una presilla para colgar, insertá los extremos de la cinta en la abertura y aseguralos a la costura. Atá hacia atrás las puntas del hilo.
6. Si querés una flor de fieltro, usá los moldes para trazar y cortar una flor pequeña y una grande de dos sobrantes de fieltro de colores distintos.
7. Poné la flor pequeña sobre la grande y centrá encima un botón. Colocá la unidad de flores en el centro del saquito y coselo en su lugar a través de todas las capas, con 2 o 3 hebras de hilo para bordar de un color complementario. Atá bien el hilo y aseguralo en la parte trasera de la bolsita.


3. Tarjetas y tarjetitas con hierbas

Una tarjeta personalizada hecha a mano es algo que se valora. Las flores y plantas secas y prensadas son perfectas para decorarla.

Tarjeta de flores prensadas

Necesitás (esta tarjeta mide 12 cm por lado).
-12 x 24 cm de cartulina verde claro
- cuadro de 12 cm de papel japonés (unryushi) o de morera verde claro
- pegamento en aerosol
- tijeras para hacer ondas en papel
- flores y plantas secas (usamos perifollo, pensamiento y manzanilla)
- pegamento blanco

Cómo hacer las tarjetas
1. Hacé una marca transversal en el centro de la cartulina verde claro, y doblala a la mitad para formar una tarjeta.
2. Con las tijeras de ondas, cortá el cuadro de papel japonés a 11 cm.
3. Usá pegamento en aerosol para unir el cuadro de papel japonés al centro de la tarjeta.
4. Acomodá las plantas y flores secas en forma de corona y pegá cuidadosamente cada una en su sitio.

Consejo: ¡Usá el microondas!
El método tradicional para prensar flores es colocarlas entre capas de material absorbente dentro de un libro o prensa para flores. Esto es agradable, pero consume mucho tiempo. Ahora podés comprar prensas para flores que permiten prensarlas y secarlas en el microondas, un proceso que solo toma unos minutos o menos. Podés conseguirlas en tiendas de manualidades o por Internet. Pensá cómo se vana ver al estar aplanadas: por ejemplo, los pensamientos se aplanan mejor que las rosas.

Tarjeta para el Día de los Enamorados

Necesitás (esta tarjeta mide 10,5 x 14 cm).
- tarjeta tríptica comprada, con calado de corazón (o hacela vos)
- papel decorativo con diseño de cuadritos
- cuchillo fino y tabla para cortar
- pegamento en aerosol
- trozo pequeño de organza
- pegamento blanco
- pétalos secos de rosa y lavanda

1. Cortá un rectángulo de papel decorativo 5 mm más pequeño que el tamaño del frente de la tarjeta.
2. Usá la tarjeta como molde para trazar el contorno del corazón en el dorso del rectángulo de papel. Añadí 5 mm alrededor del contorno trazado y cortá cuidadosamente con el cuchillo.
3. Con el pegamento en aerosol, uní el rectángulo al frente de la tarjeta, cuidando que quede en la posición ideal.
4. Pegá un trozo pequeño de organza detrás de la abertura en forma de corazón, aplicando una línea delgada de pegamento blanco alrededor del borde del corazón. No estires mucho la tela sobre la abertura; necesitás espacio para dar cabida a las flores.
5. Poné un poco de pétalos secos sobre la organza, y usá pegamento blanco para cerrar la solapa de la tarjeta sobre los pétalos.

Tarjeta de casamiento con azahares

Necesitás (esta tarjeta mide 13,5 cm por lado).
- 13,5 x 27 cm de cartulina crema
- cuadro de 9 cm de cartulina dura
- cuadro de 11 cm de seda cruda verde claro
- pegamento en aerosol
- pegamento blanco
- cuadro de 10 cm de cartulina verde olivo
- un poco de cartulina blanca
- perforadora en forma de margarita (en tiendas para manualidades)
- hilo amarillo para bordar
- aguja grande para bordar
- hojitas prensadas (nosotros usamos de naranjo jazmín)
- pegamento transparente
- aceite esencial de naranja (opcional)
- hisopo (opcional)

1. Hacé una marca transversal en el centro de la cartulina crema, y doblala a la mitad para formar una tarjeta.
2. Rociá ligeramente el frente de la cartulina de 9 cm con pegamento en aerosol y colocala boca abajo en el centro del dorso del cuadro de seda cruda. Doblá hacia atrás los bordes de la seda, doblando bien las esquinas, y asegurala en su lugar con pegamento blanco.
3. Pegá el cuadro forrado de seda en el centro de la cartulina verde olivo. Pegá este conjunto en el frente de la cartulina crema.
4. Para hacer los azahares, cortá los que desees en la cartulina blanca; cortalos con la perforadora. Doblá ligeramente cada pétalo del borde del centro hacia la punta (esto curveará un poco los pétalos y les dará un aspecto de tres dimensiones).
5. Ensartá las seis hebras de hilo amarillo en una aguja grande y pasala por el centro del frente de una margarita. Volvela a sacar por el frente, cerca de la entrada original (como si estuvieras cosiendo un botón); dejá una cola de hilo al frente. Pasala otra vez por el primer orificio y sáquela por el frente. Quitá el hilo a la aguja y recortá las vueltas y extremos del hilo a 1 cm de largo, para crear un conjunto de estambres (Se mantendrán en su lugar cuando pegues el azahar al fondo).
6. Doblá hacia arriba los bordes de los pétalos alrededor del centro y a lo largo de las líneas marcadas.
7. Acomodá y pegá las hojitas secas a gusto, en el fondo de seda (esto puede ser algo meticuloso; quizá le sea más fácil usar pegamento en aerosol). Incorporá los azahares y aseguralos con pegamento transparente.
8. Si querés añadir una fragancia, untá el centro y los estambres de cada uno de los azahares con un hisopo remojado en aceite esencial de naranja o en otro de su preferencia.

Consejo: Si querés que las tarjetas duren mucho tiempo, usá papel o cartulina que no contenga ácido.

Elegí tu puntuación
Dejá tu comentario
Imagen Elva Natalia
Elva Natalia

Me encantan las manualidades, solo que algunos de los materiales sugeridos no tengo la más pálida idea de dónde conseguirlos.

Imagen ROSA
ROSA

que lindas, me encantan tambien, hacerlas y recibirlas. manos a la obra!!!

Imagen erica elizabeth
erica elizabeth

me encanta la idea

Imagen delia elvira
delia elvira

gracias

Imagen Blas agustín
Blas agustín

Muy buenas IDEAS

Imagen Arturo Alejandro
Arturo Alejandro

Buena

Notas Relacionadas