Imagen Imagen

Todos los cocineros saben lo complicado que resulta picar una cebolla sin llorar y quitar el olor de la comida de las manos. Tomá nota de estos útiles consejos.

MANOS SIN OLOR (CEBOLLA, AJO, PESCADO)

  • Frotalas en una superficie de acero. Este extraño pero efectivo truco de los chefs funciona: frotá tus manos con olor a ajo sobre una superficie plana de acero.
  • Rocialas con romero. Las hojas de romero les quitarán el olor a ajo y cebolla.
  • Rocialas con vinagre. Puede emplearse para prevenir olores, antes de pelar y picar cebolla.
  • Frotalas con sal. Espolvoreá sal de mesa en las palmas de tus manos y frotalas para eliminar el olor a ajo y cebolla. Enjuagá y secá.
  • Rocialas con azúcar. Verté una cucharada de azúcar en las palmas, agregá una cdta. de detergente y rociá tus manos y los dedos como cuando te las lavás. Enjuagá y secá.
  • Frotalas con limón. Rebaná un limón, exprimí bastante jugo sobre tus manos y frotalas como cuando te las lavás. Luego enjuagalas.

BASTA DE OJOS LLOROSOS

  • Cortá un pedazo de pan y clavalo hasta el mango en tu cuchillo para picar. Al cortar la cebolla el pan absorberá parte del hedor y los gases que provocan las lágrimas
  • Meté las cebollas de 10 a 15 minutos en la heladera antes de rebanarlas. El frío neutraliza los gases.
  • Si podés, colocá la tabla de picar cerca de una estufa o donde sale gas; picá la cebolla con una o dos hornallas prendidas a fuego bajo. El calor atraerá los gases de la cebolla y los neutralizará.
  • Una vela prendida en el área de trabajo quema parte de los gases expedidos por la cebolla picada.
  • Colocá la tabla de picar cerca de la pileta de la cocina y dejá correr el agua fría mientras picás la cebolla. Los químicos que expele son atraídos por la humedad; de ahí su capacidad para hacer llorar los ojos.

Elegí tu puntuación
Dejá tu comentario
Imagen Blas agustín
Blas agustín

Yo hago la del pan en la punta del cuchillo

Notas Relacionadas