Imagen Imagen

Antes de correr por otro regalo, considere estos consejos.

Si anhela disfrutar unas fiestas sin estrés, estos consejos lo ayudarán a ahorrar tiempo y dinero: le diremos cómo buscar, automatizar y delegar su lista de regalos. No se sienta culpable por subcontratar… Después de todo, Papá Noel también cuenta con sus ayudantes. 

1. No se devane los sesos

¿No sabe qué comprar? No tenga miedo de seguir pistas y pedir sugerencias. Primero fíjese si a quien le dará el regalo no ha dejado ya indicios virtuales, como una lista de lo que desearía en la tienda en línea o los artículos deseados en alguna red social. Si no encuentra nada, pídales que echen un vistazo en Internet y compartan las cosas que les gustaría obtener de regalo.

Puede hallar la inspiración en las muchas guías que los comercios electrónicos arman y ponen en línea. Normalmente están organizadas por receptor, intereses o rango de precios: “Regalos para papá”, “Regalos para golfistas” y otras categorías por el estilo. Escriba para quién es el obsequio, un término como “Mamá” o “Cocinero”, o navegue por los múltiples catálogos de productos de tantas tiendas como le sea necesario. 

2. Acepte ayuda al hacer las compras

Quizás esto es lo más parecido a tener sus propios duendes de Navidad. Los profesionales que algunas tiendas emplean lo ayudarán a elegir el regalo adecuado. No solo los podrá encontrar en los establecimientos más lujosos o en los negocios más exclusivos. Cada vez son más los comercios que le pueden proporcionar los servicios de orientación. Lo que buscan es alejarlo de su competencia en Internet y que le compre los obsequios directamente. Es similar a visitar una tienda con buena atención al cliente: todo buen vendedor le hará sugerencias con mucho gusto. Los negocios independientes se han creado una buena reputación por contar con este toque personal, lo que supone una de las mejores (y poco valoradas) razones para comprar en ellos.

3. Entrega de regalos

El tiempo es oro, y por muy poco dinero ahorrará muchas horas al pedir que le lleven los presentes a la puerta de su hogar (o a donde usted lo desee). Algunos negocios familiares ofrecen entregar y armar sin costo adicional artículos (bicicletas o muebles, por ejemplo). Las cadenas de ventas online tienden a cobrar por el servicio, pero tal vez valga la pena pagar por la comodidad.

No obstante, podrían brindar la prestación de manera gratuita si su compra supera un monto determinado. Lo mejor es consultar sus términos y condiciones, o preguntar directamente a los empleados. 

4. No vuelva a envolver regalos

Esta práctica innecesaria ya no es tan común como lo fue en el pasado; sin embargo, son muchos los comercios que aún la realizan, o los que, por lo menos, entregan algo en que empacar, como una caja o una bolsa, papel, lazo para amarrarlo y, el toque final, un moño. Los comercios electrónicos también llegan a ofrecer el servicio; aunque a veces implica pagar una pequeña tarifa.

En cambio, si lo que desea es hacer su vida presente y futura más fácil, le sugerimos prescindir de estos embalajes: además de que suponen un derroche de dinero y una pérdida de tiempo, lo más probable es que terminen en la basura apenas se abra el regalo. Piense en el medio ambiente antes de utilizar plástico, papel, tela o cualquier otro material de manera indiscriminada.

5. El Black Friday no es obligatorio

Black Friday, como se le conoce en inglés) es el día que marca el inicio de la temporada de ventas navideñas en los Estados Unidos. Es una festividad no oficial que se celebra el viernes que precede al Día de Acción de Gracias (el cuarto jueves de noviembre) y se ha vuelto famosa por el frenesí que es capaz de desatar. Incluso, a veces, llega a desmanes y violencia, Su duración ya no se limita a una jornada: se ha convertido en un maratón de ventas que abarca varias semanas.

La gente hace filas para entrar a los negocios, apenas abren, con el fin de aprovechar jugosas rebajas. Los artículos que se venden como pan caliente según el sitio web bestblackfriday.com son: televisiones, teléfonos inteligentes (¡incluso los nuevos!), computadoras portátiles, consolas para juegos de video, así como electrodomésticos de todos los tamaños.

La fecha ha resultado tan redituable que son muchos los países que se han inspirado en ella y han creado una práctica similar; entre ellos, Argentina, México, Panamá y España.

También se organiza la “Noche de los shoppings”, en la que los centros comerciales, en la víspera navideña, abren sus puertas hasta las 3 de la madrugada para brindar ofertas, por tiempo limitado (15 minutos) con precios rebajados y grandes descuentos.

Si prefiere evitar las hordas que acuden a los centros comerciales, bien puede revisar los portales electrónicos, en los que también se ofrecen descuentos especiales.

Elegí tu puntuación
Dejá tu comentario
Notas Relacionadas