Imagen Imagen

¿Cómo nacen los elefantes y los murciélagos?

¿Cómo es el nacimiento de un elefante?

El más grande de los mamíferos terrestres, el elefante, posee el período de gestación más largo entre todos los mamíferos: 22 meses. El dramático momento del nacimiento para un cachorro de elefante de 115 kg de peso generalmente es atestiguado por una o dos hembras de la manada (a menudo estas hembras son hermanas mayores de la madre, que actúan como "parteras" y compañeras durante el nacimiento de la cría). El papel de estas hembras puede ser cuidar que no se acerquen los leones, pero también han sido vistas tratando de ayudar en el parto tirando de la cría con la trompa. Sin embargo, esta no es la contribución más importante que hacen las parteras. Probablemente, su función principal es alentar a la madre en los momentos de mayor estrés. Durante el nacimiento, que dura unos 15 minutos, una de las parteras toca a la madre con la trompa.

Cuando llega el momento de que una hembra dé a luz, ella y sus hijas u otra de las compañeras se alejan de la manada a la privacidad que le ofrecen algunos matorrales cercanos al agua. Cuando regresan para unirse a la manada, el recién nacido camina tambaleante, pero protegido entre ellas.

Para dar a luz, la madre se para en sus cuatro patas y la cría cae al suelo con la cabeza hacia adelante. La caída rompe el cordón umbilical, a través del cual el cachorro obtuvo su alimento y eliminó de su cuerpo las sustancias tóxicas, mientras estaba en el vientre de la madre. El cachorro será amamantado durante los siguientes tres años o más.

¿Qué problemas trastornan a una mamá murciélago?

El murciélago hembra tiene un problema relacionado con su reproducción y con sus características de ave: volar con el peso adicional del feto. Las aves deben cargar con el huevo por poco tiempo; pero el murciélago soporta este peso durante las seis semanas que transcurren entre el momento de implantación del embrión en el útero y el nacimiento. Sin embargo, en climas templados, los murciélagos se aparean antes o durante la hibernación, la hembra almacena el esperma y es posible que la fecundación del óvulo se retrase hasta la primavera. En algunas especies, el embrión se divide, pero se implanta semanas después.

Los murciélagos hembras tienen un segundo problema. Como descansan colgadas de las patas, deben dar a luz al revés. Pocas especies levantan la cabeza en el momento del parto y se cuelgan con los ganchillos que tienen en las alas; la mayoría da a luz en la posición inversa. La madre atrapa a su cría, desnuda y ciega, con las alas. La cría se adhiere a la piel de la madre con sus garras y se arrastra para tomar su primer trago de leche. La hembra deja solo al crío únicamente cuando ella misma debe alimentarse.

Elegí tu puntuación
Dejá tu comentario
Imagen takataka
takataka

Maravillosas criaturas de la creación.

Notas Relacionadas