Imagen Imagen

Los lemmings son roedores con fama de suicidas. Esta idea quizá surgió debido a la gran cantidad de lemmings que murieron en Noruega.

Contra la creencia popular, los lemmings no se suicidan arrojándose desde los riscos del Ártico. La idea del suicidio masivo probablemente surgió debido a las grandes cantidades de lemmings que murieron en Noruega durante las dispersiones poblacionales masivas que han hecho famosos a estos roedores. Cada cuatro años, más o menos, la población aumenta hasta tal punto que sus madrigueras son insuficientes para albergar a tantos individuos y el alimento escasea. En consecuencia, deben salir en busca de nuevos hogares, principalmente los machos jóvenes.

Cuando se dispersan en busca de pastizales frescos, cubren enormes distancias e incluso llegan a cruzar lagos y glaciares. Si llega a un río o a un fiordo, el lemming solo se atreve a nadar si puede ver la otra orilla. En ocasiones, sin embargo, un cambio en la dirección del viento o una fuerte corriente lo puede arrastrar; si no encuentra un objeto de donde sujetarse, se ahoga. Los depredadores (búhos, comadrejas y zorros) atacan a los lemmings dispersos.

Las dispersiones masivas siguen el ciclo de la abundancia de comida. Más comida y menos depredadores constituyen las mejores condiciones para una larga temporada reproductiva en la cual las hembras tendrán grandes camadas. Antes de cumplir un año de edad, una hembra puede tener hasta seis camadas con un máximo de 13 individuos. Tales cifras pueden provocar que existan de 100 a 250 lemmings por hectárea (30 veces más de lo que se presenta en un año normal). Las dispersiones masivas ocurren después de temporadas de reproducción abundante que han causado sobrepoblación, lo que también provoca peleas. Cuando la población alcanza un máximo, el patrón reproductivo cambia. Quizá debido a la escasez de comida y de espacio nacen pocas crías, y los jóvenes tardan más en madurar, por lo que la población desciende.

Elegí tu puntuación
Dejá tu comentario
Imagen Silvia
Silvia

Recuerdo cuando estudiaba inglés, un libro que hablaba sobre el misterio del suicidio de estos roedores. Decía que probablemente el exceso de población o la desorientación de integrantes alfa, era lo que llevaba a los lemmings a arrojarse de los acantilados. Ahora parece que las causas son otras.

Imagen Elva Natalia
Elva Natalia

Muy fructíferos los animalitos.

Imagen delia elvira
delia elvira

que reproducción

Imagen Blas agustín
Blas agustín

Interesante

Imagen Elva Natalia
Elva Natalia

Supongo que deben ser tipo plaga en el lugar dónde habitan.

Imagen Corsario Blanco
Corsario Blanco

Es un mentira pues fue justamente en Vuestra revista que leí hace mucho un artículo respecto a sobrepoblación animal, el cual me ha servido para escribir esta monografía => http://corsarioblanco.com.ar/sapiens/index.html Ver más... + http://corsarioblanco.com.ar/sapiens/lemmings/008.html + http://co

Notas Relacionadas