Imagen Imagen

Aunque todos los huevos de aves son ovalados, existen diferencias significativas entre algunas especies.

Cómo protege al embrión la forma del huevo

Aunque todos los huevos de aves son ovalados, existen diferencias significativas entre algunas especies. Por ejemplo, los más redondos son depositados por aves que anidan en agujeros o en cavidades profundas, donde no hay peligro de que el huevo caiga y se rompa. Los huevos de lechuza son más redondos que la mayoría y los del vencejo y los de la golondrina son alargados. El arao, que anida entre las rocas de los precipicios, pone huevos ahusados que poseen un cascarón engrosado en la punta.

El duro cascarón de los huevos de aves es una defensa contra los depredadores. Un depredador inexperto puede desalentarse por la dificultad que implica levantar un objeto liso, duro y redondo. En cambio, los huevos de tortuga son suaves y tienen un cascarón correoso. No necesitan cascarón duro, ya que los huevos quedan enterrados hasta que nacen las crías.

Los insectos pueden poner sus huevos casi en cualquier lugar, ya que poseen eficientes sistemas para mantener la vida. La mayoría de los huevos tienen una superficie estructurada de tal manera que atrapa una capa de aire, lo que permite que el embrión respire, sin importar en qué lugar haya sido puesto. Esta puede ser la razón por la que el cuidado paterno después de haber puesto el huevo es tan raro entre los insectos. La mosca sépsida es uno de los insectos que menos se preocupan por sus huevecillos: los deposita en las heces de las vacas. Adentro, la atmósfera debe de ser sofocante, pero cada huevo tiene un tubo de respiración que sale a la superficie a través del estiércol.

La carga del huevo pesa más a las aves pequeñas

Se cree que el huevo más grande que ha existido fue el del extinto moa de Madagascar. Esta ave, de 3 metros de altura, ponía huevos de 11 kilogramos.

Actualmente, el ave más grande es el avestruz africano, cuyas hembras de 1,8 metros de altura ponen huevos de 1,4 kilogramos.

Pero si el peso del huevo se relaciona con el tamaño del ave, la actuación de algunos pájaros más pequeños es aun más impresionante. En tanto que el huevo de un avestruz representa solo el 1% de su peso, los del ave más pequeña del mundo, el colibrí abeja de Cuba, más chicos que un guisante, representan el 6% de su peso. Si esas aves fueran del tamaño del avestruz, sus huevos pesarían seis veces más que los de este. Más notable es el hecho de que el colibrí abeja vuela cargando este peso, mientras que la carga del avestruz, que no vuela, requiere mucho menos esfuerzo.

Generalmente, el tamaño del huevo está determinado por el tamaño del ave, aunque los diferentes estilos de vida pueden producir cambios. Las aves zancudas y las de caza, por ejemplo, ponen huevos más grandes que otras aves de igual tamaño, en virtud de que sus crías abandonan el nido en el momento de nacer. Los polluelos comienzan a valerse por sí mismos, así que necesitan estar bien desarrollados. Por otra parte, las aves cuyas crías permanecen en el nido para ser alimentadas por los padres durante algún tiempo, ponen huevos más pequeños.

Elegí tu puntuación
Dejá tu comentario
Notas Relacionadas