Imagen Imagen

Conocé a fondo cómo interactúan los alimentos y los medicamentos para evitar combinaciones peligrosas.

La fruta que interfiere con los medicamentos

Se sabe desde hace tiempo que el jugo de pomelo puede interactuar con ciertos fármacos y aumentar su potencia de manera peligrosa, debido a unas sustancias químicas llamadas furanocumarinas (también presentes en los limones y las naranjas agrias). Investigaciones recientes han encontrado que el número de medicamentos que interactúan de forma negativa con el jugo de pomelo —incluyendo algunos comunes para controlar la presión arterial y disminuir los niveles de colesterol— se ha ampliado a más del doble desde 2008, gracias a las nuevas fórmulas de los medicamentos. “Tomar una tableta de ciertos fármacos con un vaso de jugo de pomelo puede equivaler a tomar cinco tabletas con agua”, dice David Bailey, investigador principal del estudio y miembro del Instituto Lawson para la Investigación de la Salud, en Ontario. Un solo pomelo o vaso de jugo es suficiente para provocar una reacción. Consulte al médico para saber si algunos de los fármacos que toma están en la nueva lista.

Perri O. Blumberg


Cuando la medicación afecta a la alimentación

Así como cientos de medicamentos afectan la absorción y metabolismo de algunas drogas, muchos fármacos dificultan la absorción de nutrientes. Por ejemplo, algunos medicamentos para reducir los niveles de colesterol disminuyen la absorción de las vitaminas liposolubles. Otros, en cambio, afectan el uso de los nutrientes por parte del organismo, o los eliminan. Por ejemplo, los diuréticos pueden provocar una diferencia de potasio.


Interacciones peligrosas

Inhibidores MAO y alimentos que contienen tiramina
Mezclar inhibidores de la monoaminooxidasa (MAO), un tipo de medicamento para tratar la depresión, con alimentos ricos en tiramina produce una de las interacciones más peligrosas. Entre los síntomas más frecuentes se encuentran: un aumento repentino de la presión sanguínea, dolores de cabeza agudos, desmayos e incluso la muerte. Algunos alimentos ricos en tiramina son: el queso maduro, el hígado de pollo, algunos vinos tintos, extractos de levadura, carnes procesadas, pescado seco o en conserva, legumbres, salsa de soja y cerveza.

Pomelo y granada
Los jugos de estas frutas contienen compuestos que pueden aumentar la absorción de algunas drogas, como por ejemplo, las que se utilizan para tratar el sida; la estatina (fármaco para disminuir el colesterol); bloqueadores del canal de calcio, los antihipertensivos, anticonceptivos orales y la ciclosporina, una droga inmunosupresora. Si utilizás alguna de estas drogas, consultá con tu médico antes de tomar jugo de pomelo o de granada. Sus compuestos permanecen 24 horas en la sangre, por lo que el efecto de la interacción puede ocurrir incluso cuando la droga no se tome junto con el jugo.

Alimentos ricos en vitamina K
La vitamina K es esencial para la coagulación de la sangre. Los alimentos ricos en vitamina K, como el repollo rizado, la espinaca, los repollitos de Bruselas, el brócoli y otras verduras de hoja, pueden interactuar con los anticoagulantes.

Alcohol
El alcohol disminuye el ritmo del metabolismo, por lo que las drogas permanecen activas durante más tiempo. Preguntale a tu médico si podés tomar alcohol durante el tratamiento con determinado fármaco. Para estas seguro, evitá el alcohol mientras tomes drogas sin prescripción médica.


Seis consejos para tomar medicamentos sin riesgo

  • Siempre tené a mano una lista de los medicamentos y de las dosis que tomás.
  • Cuando el médico te recete un medicamento nuevo, mencionale cualquier otra droga que estés tomando, incluso las de venta libre y los suplementos vitamínicos.
  • Si algún medicamento te produce efectos secundarios, recurrí al médico de forma inmediata.
  • Es conveniente tomar los medicamentos con un vaso de agua, sentado o parado; nunca recostado y con gaseosas o jugos.
  • No tomes los medicamentos junto con las comidas o bebidas alcohólicas, a menos que lo haya indicado el médico.
  • Siempre leé atentamente el prospecto que viene junto con la medicación.

Elegí tu puntuación
Dejá tu comentario
Imagen natalia
natalia

No lo sabia! Empezaré a ver con que incorporo mis medicamentos!

Imagen Elva Natalia
Elva Natalia

Muy buena nota. Es muy bueno saber con que tomar la medicación. Recuerdo que hace ya varios años, solía tomar los antibióticos con un vaso de leche, pero no me caía bien, hasta que un odontólogo me dijo que no era bueno hacerlo de esa manera.

Imagen Olga
Olga

EXCELENTE LA NOTA

Imagen M Elizabeth
M Elizabeth

Excelente información

Imagen liliana
liliana

Información sumamente útil; sobre todo en lo que se refiere a los jugos de determinadas frutas, ya que siempre creemos que son absolutamente inocuos y saludables.

Imagen jose luis
jose luis

Hace 10 años que estamos con los K y al parecer cada vez afectan mas nuestra salud... abstenerse de seguir consumiendolos!!!

Imagen Glenda
Glenda

muy bueno tenerlo en cuenta lo que parece inofensivo.. puede que no a cuidarse!!!

Notas Relacionadas