¿Qué hacer para detener la diarrea? ¿Qué hacer para detener la diarrea?

La diarrea es una afección muy frecuente aun en personas sanas. Sepa qué elementos de su despensa pueden contribuir a una recuperación más rápida.

Las causas más comunes de esta dolencia incluyen la intoxicación alimentaria, un cambio en los hábitos de comida, o un viaje a algún país extranjero en el que el agua y las comidas diferentes caen mal. La culpa también puede corresponder a infecciones virales, bacterianas o incluso por parásitos, así como al estrés. Felizmente, la mayoría de los casos son leves y pasan pronto; y en su despensa tiene a mano varios elementos que pueden contribuir a una recuperación más rápida.

¿Cuáles son las causas que originan la diarrea?

Normalmente, a medida que la comida circula por el tracto digestivo, el intestino grueso absorbe el agua excedente. Sin embargo, esto a veces no sucede y la eliminación del líquido se produce en las deposiciones, un problema bastante molesto que recibe el nombre de diarrea. Entre las causas más comunes, se incluyen infecciones virales, como gripe, exposición a parásitos o versiones no conocidas de la bacteria E. coli durante viajes; intoxicaciones bacteriales por alimentos e intolerancia a algún ingrediente presente en los lácteos. No obstante, los casos de diarrea que duran días o semanas pueden ser señal de otras afecciones como síndrome de colon irritable. Y los cuadros de diarrea que no se resuelven rápidamente pueden causar deshidratación, un problema particularmente peligroso en niños pequeños y personas mayores.

Soluciones naturales: combata la diarrea con taninos

  • Tome té negro con azúcar: El té rehidrata el cuerpo y contiene taninos astringentes que ayudan a reducir la inflamación intestinal y bloquean la absorción de toxinas por parte del intestino. El azúcar mejora la absorción de sodio y agua.
  • Las moras, frutas ricas en taninos, se han utilizado desde hace mucho tiempo en la elaboración de remedios caseros para la diarrea. Para preparar té de moras, coloque 1,5 g de hojas desecadas de mora en una taza de agua hirviendo, deje reposar diez minutos y luego filtre. Tome tres tazas por día entre las comidas. O coloque en una cacerola dos cucharadas de moras frescas en 250 ml de agua y hierva; deje cocinar lentamente por 10 minutos y luego filtre. Beba una taza varias veces por día. También puede comprar té de moras en saquitos, preferentemente que contenga hojas de mora. El té de hojas de frambuesa también se cree que es efectivo para este problema. Es rico en minerales y algunas vitaminas. Si bien se utiliza mucho durante el embarazo, probablemente sea preferible evitarlo en las primeras etapas (aproximadamente hasta las 12 semanas).

Busque el origen del problema

Las cápsulas de raíz de hidrastis aparentemente destruyen muchas de las bacterias que causan diarrea, como E. coli. El componente clave de esta hierba es la berberina. Esta sustancia es tan efectiva que muchos la denominan “antibiótico vegetal”. Tome comprimidos o cápsulas que contengan el equivalente a 250-500 mg de rizoma desecado y consuma de acuerdo con las indicaciones del fabricante (Precaución: no tome hidrastis si padece hipertensión ni durante el embarazo).

Beba mucho líquido

En casos de diarrea abundante, es preciso compensar el agua y los electrolitos que el organismo ha perdido, lo que incluye sodio, potasio y cloro. Estas sustancias mantienen el adecuado funcionamiento del corazón y desempeñan también muchas otras funciones clave. Para preparar una bebida con electrolitos perfecta mezcle 1/2 cucharadita de sal y cuatro cucharaditas de azúcar en un litro de agua. Agregue un poco de jugo de naranja, jugo de limón o sustituto de sal para el potasio. Durante el día, intente beber un litro completo de esta preparación. Y no use más de la cantidad indicada de azúcar o sal, ya que una mayor dosis de cualquiera de estos dos componentes podría producirle deshidratación. Algunas bebidas deportivas o energéticas también pueden servir para reemplazar electrolitos perdidos. Cuando un bebé tiene diarrea es particularmente importante que la madre continúe amamantando a su hijo. Para bebés que se alimentan con mamadera o niños mayores, use soluciones de sales de rehidratación oral, diseñadas especialmente para reemplazar electrolitos en niños. Si la diarrea es leve, y usted no está deshidratado, comience a beber pequeños sorbos de bebidas sin alcohol (a las gaseosas sacúdalas enérgicamente para eliminar las burbujas ya que esto puede provocar gases). De esta forma podrá mantener adecuadamente el nivel de líquidos en el organismo. Beba pausadamente durante unas horas. Luego comience a tomar todo lo que pueda hasta llegar a 500 ml de líquidos por hora. Evite las bebidas light; su cuerpo necesita azúcar. También intente tomar líquidos más nutritivos como caldo de pollo desgrasado.

¿Qué alimentos consumir cuando tengo diarrea?

  • Comience a comer únicamente alimentos sin contenido sólido, como caldo de pollo o un poco de gelatina. El caldo es especialmente recomendable, ya que aporta al organismo agua, electrolitos derivados de la sal y proteína. Ingiera estos alimentos livianos por un día o dos, pero evite los jugos de frutas, ya que contienen altos niveles de fructosa (a muchas personas les resulta difícil digerir este tipo de azúcar aún estando sanas).
  • Siga la dieta BRAT, siglas que en inglés representan banana, arroz, puré de manzana y tostadas, especial para el tratamiento de malestares estomacales. Se trata de una dieta blanda y saludable; las bananas y manzanas contienen pectina, una sustancia que absorbe el exceso de líquido en el intestino y desacelera el paso de las heces (Precaución: evite el jugo de manzana ya que puede empeorar el cuadro de diarrea).
  • Las zanahorias son también otra fuente de pectina. Cocine algunas zanahorias hasta que estén blandas, luego colóquelas en una licuadora con un poco de agua y licúe hasta que la preparación adquiera la consistencia de un puré para bebé. Coma una cucharada o dos cada una hora.
  • Evite los alimentos ricos en fibra ya que pueden ser difíciles de digerir. Eso incluye porotos, repollo, lechuga y repollitos de bruselas (estos alimentos también generan gases e hinchazón).


¿Cómo prevenir futuros episodios de diarrea?

  • Si advierte que experimenta diarrea frecuentemente luego de consumir leche y otros lácteos, elimínelos de su alimentación. Contienen lactosa, un azúcar a la que algunas personas son intolerantes. Intente reemplazar estos alimentos por sustitutos lácteos, como leche de soja. Posiblemente pueda comer ciertos productos lácteos con bajo contenido de lactosa, como manteca, queso cheddar maduro, o productos clasificados como “libres de lactosa”. 
  • Manténgase alejado de cualquier producto que contenga xilitol, sorbitol y manitol. Estos edulcorantes se encuentran habitualmente presentes en golosinas y chicles masticables sin azúcar y también en las frutillas, cerezas, ciruelas y duraznos. Nuestros organismos no están diseñados para digerir fácilmente estas sustancias.
  • Lávese las manos con agua tibia y jabón antes de preparar las comidas y luego de manipular carnes crudas. Y asegúrese de lavar cuidadosamente todas las fuentes y utensilios de cocina que hayan estado en contacto con carnes crudas.
  • Para evitar las intoxicaciones alimentarias, descongele los productos en el microondas o en la heladera y no sobre la mesada.
  • Evite grandes dosis de vitamina C pueden ocasionar diarrea. 

Elegí tu puntuación
Dejá tu comentario
Notas Relacionadas