Imagen Imagen

Una mujer ha transitado oficialmente la menopausia cuando no ha menstruado durante un año. 

En los años previos a la menopausia, período conocido como perimenopausia, los ovarios de la mujer producen menos cantidad de estrógeno y progesterona, hormonas sexuales femeninas, y la ovulación (proceso de liberación mensual de óvulos) también se vuelve menos frecuente. Esta fluctuación hormonal puede dar lugar a una gran variedad de síntomas incómodos, como sofocos y sudoración nocturna, sequedad vaginal, cambios de humor, problemas para dormir y sangrados menstruales inusualmente abundantes o escasos. Estas hierbas sirven para aliviar algunos de estos síntomas. 

Diga sí a la soja

El tofu posee un alto contenido de fitoestrógenos, compuestos con cualidades similares al estrógeno que calman los síntomas de la menopausia. Ciertos tipos de fitoestrógenos, llamados isoflavonoides, están presentes en los productos de soja y pueden ayudar a aliviar los sofocos y la sequedad vaginal. La cantidad recomendada de isoflavonoides es de 60 mg por día, lo que se obtiene al comer 200 mg de tofu.

• Las semillas de lino son otra fuente de fitoestrógenos. Muela algunas de estas semillas en un molinillo de especias o de café y agregue una o dos cucharadas al cereal, yogur o licuado de frutas.

Otras hierbas que ayudan

• La cimífuga aminora los sofocos y sudores nocturnos. Esta hierba ayuda al reducir los niveles en sangre de la hormona luteinizante (LH), una sustancia que dilata los vasos sanguíneos y envía calor a la piel. Se puede consumir en comprimidos, cápsulas y extractos medicinales. 

• Para controlar los sudores nocturnos, tome té de salvia. Posee cualidades astringentes que pueden ayudar a secar la sudoración excesiva aproximadamente en un día. Agregue tres cucharaditas de salvia deshidratada a una taza de agua hirviendo, tape, deje en remojo durante cinco minutos y luego filtre la preparación. Puede agregar también un poco de miel.

• El trébol rojo también puede ayudar a aliviar los síntomas de la menopausia, como sofocos, sudoración, cambios de humor y trastornos del sueño. Busque comprimidos o cápsulas con contenido estandarizado de isoflavonas; o beba un té de color rosado elaborado a partir de flores de trébol rojo.

• La planta de Sauzgatillo puede resultar útil para combatir también el sangrado menstrual abundante que experimentan algunas mujeres durante la perimenopausia. Además puede aliviar otros síntomas como sofocos y depresión. Tome los comprimidos o cápsulas. Busque productos estandarizados que contengan el equivalente a 1 g de fruta deshidratada. Y tenga paciencia: es posible que no note efectos durante casi tres meses (Precaución: no utilice productos que contengan sauzgatillo simultáneamente con anticonceptivos orales o terapias de reemplazo hormonal [TRH].)

• Prepare un rocío facial refrescante de aromaterapia para aliviar los sofocos. Combine 200 ml de agua de rosas, cinco gotas de aceite esencial de lavanda y una cucharada de avellano de bruja (hamamelis) en una botella plástica con atomizador. Guárdela en la heladera y rocíe sobre el rostro cuando lo necesite.

También te puede interesar: Mujeres latinoamericanas que hicieron historia

Elegí tu puntuación
Dejá tu comentario
Notas Relacionadas