La banana es la colación perfecta. ¡Sola, en helado o sundae! La banana es la colación perfecta. ¡Sola, en helado o sundae!

Las bananas, sanas, sabrosas y saciantes, son una colación natural ideal. Si se aburrió de comerlas sola, pruebe haciendo un sundae, batido o helado.

Esta fruta se encuentra disponible todo el año y es muy versátil. Las bananas, sanas, sabrosas y saciantes, son una colación natural ideal. Se cosechan cuando todavía están verdes. Almacenadas a temperatura ambiente, maduran en pocos días; el proceso puede acelerarse colocándolas en una bolsa de plástico o de papel con una manzana. La cáscara tiene un contenido de serotonina elevado. Use bananas como primera comida para el bebé. Como son fáciles de digerir y es poco probable que generen alergias, resultan ideales para ellos.
Algunos pacientes con úlcera dicen que las bananas y los plátanos verdes alivian en parte el dolor. Si bien es rara la intolerancia, ésta es más común en personas alérgicas a productos de goma. Se piensa que contienen proteínas parecidas al látex.

Valor nutricional

• Una banana mediana contiene 400 mg de potasio, un mineral que disminuye la presión arterial: altos niveles de potasio se vinculan a una presión más baja.
• Las bananas contienen también el aminoácido triptófano, que estimula la producción de serotonina, un neurotrasmisor que tiene un efecto calmante en el cuerpo.
• Son una fuente excelente de vitamina B6; una banana mediana de 100 g brinda el 40% de la cantidad diaria necesaria.
• Parte de la fibra de la banana es soluble, y ayuda a reducir los niveles de colesterol.
• Una banana contiene alrededor de 95 kcal, principalmente en forma de fructosa y almidón. Cuanto más madura está, más almidón se convierte en azúcar.

¿Cómo hacer un sundae en 5 minutos?

1. Comenzar con el acompañamiento. Sofreír 100 g de nueces partidas, a fuego medio durante un minuto. Agregar 3 cucharaditas de azúcar morena fina y cocinar, revolviendo, dos minutos más. En el caso de personas con diabetes, suprimir el azúcar.
2. Agregar las bananas. Correr las nueces a un costado de la sartén para dejar lugar para 4 bananas peladas. Cocinar 30 segundos, darlas vuelta y cocinar 30 segundos más, agitando la sartén delicadamente.
3. Preparar la salsa. Verter en la sartén, con cuidado, ralladura de cáscara de naranja y el jugo de una naranja (la mezcla formará burbujas y despedirá mucho vapor, por lo que se debe tener precaución). Agitar la sartén y revolver las nueces con el azúcar, y llevar a hervor. Dejar hervir a fuego fuerte un minuto; mover un poco las bananas con una cuchara y un tenedor, para que el almíbar hierva de manera uniforme. El caramelo debe reducirse y comenzar a burbujear con ruidito en algunos lugares, y debería cubrir bien las nueces y adherirse. Retirar la sartén del fuego.
4. Armar y servir. Cortar las bananas a lo largo y disponer dos mitades en cada plato. Con una cuchara, verter por encima el glaseado de nueces y caramelo. Coronar con dos bochas de helado y servir.

#TIP ¿En preparaciones saladas?

Utilice plátanos. Se parecen a las bananas grandes, verdes, pero no son tan dulces. Pueden cocinarse al horno o fritos y suelen servirse como guarnición. También pueden ser un delicioso agregado a sopas, guisos y platos de carne. Nutricionalmente, son comparables con las bananas, pero contienen diez veces más betacaroteno que una banana común.

#TIP que lo dejará helado

¿LO SABÍA? Las bananas pueden servirse como helado. Las bananas congeladas –sin ningún agregado– y batidas pueden sustituir a un helado. Pele y congele cuatro o cinco bananas, luego coloque los trozos de la fruta congelada en una procesadora. Los trozos amarillos se convertirán en un delicioso y sano postre. El batido puede mantenerse en el freezer unas 24 horas.

Elegí tu puntuación
Dejá tu comentario
Notas Relacionadas