Repollitos de Bruselas con morrón rojo y alcaravea Repollitos de Bruselas con morrón rojo y alcaravea

Una combinación del sabor azufrado de los repollitos, el dulzor de los morrones y de la sazón del caldo; lleno de “notas” que destacarán al resto de los ingredientes.

Porciones: 4
Preparación: 15 minutos
Cocción: 12 minutos

Ingredientes

  • 300 g de repollitos de Bruselas, sin cabitos ni centro
  • 2 cucharaditas de aceite de canola (o una de aceite de oliva)
  • 1 cebolla mediana, cortada en rodajas
  • 1 morrón rojo mediano, sin semillas y en tiras de 5 cm de largo
  • 1 ½ cucharadita de semillas de alcaravea
  • 125 ml de caldo de verduras o de pollo casero, preparado sin sal
  • 3 cucharadas de vinagre de manzana
  • ¼ cucharadita de sal o a gusto
  • Pimienta negra recién molida, a gusto

Preparación

  1. Cortar los repollitos de Bruselas en cuartos con un cuchillo filoso o cortarlos en juliana con el disco rebanador de la procesadora.
  2. Calentar el aceite en una sartén antiadherente grande, a fuego medio-alto. Cocinar allí la cebolla y el morrón, revolviendo, 3-4 minutos o hasta que se ablanden. Incorporar las semillas de alcaravea y cocinar 30 segundos.
  3. Agregar los repollitos y saltéelos, mientras revuelve, 2 minutos. Añadir el caldo. Tapar la sartén y cocinar 2-3 minutos más, hasta que los repollitos estén tiernos, pero todavía firmes al morderlos. Incorporar el vinagre, sal y pimienta y mezcle. Servir caliente.

Información nutricional por porción:

66 kcal, 3,3 g de proteína, 7,5 g de carbohidratos, 4 g de fibra, 2,7 g de grasas totales (0,5 g de saturadas), 0 mg de colesterol, 0,3 g de sal.


Elegí tu puntuación
Dejá tu comentario
Notas Relacionadas